Noticias

LIGA ÁGUILA – LA SÍNTESIS: JUNIOR FUE UNA TROMBA FRENTE AL MEDELLÍN Y QUEDÓ A UN PASO DE LA OCTAVA ESTRELLA

Por Armando Diazgranados @diazgranadosco

 

Junior sacó una ventaja muy valiosa en la ida de la final de la Liga Águila tras golear anoche 4-1 al Medellín en el estadio Metropolitano, con lo cual comienza a coquetear con esa anhelada y esquiva octava estrella.

Los goles de Luis Díaz, James Sánchez, Teófilo Gutiérrez y Marlon Piedrahita le dieron continuidad al ambiente festivo que reina en Barranquilla y sus alrededores por cuenta de la celebración de la Noche de Velitas.

El primer tiempo fue intenso y emocionante, pero las atajadas de David González y la mala definición del equipo visitante conspiraron contra la apertura del marcador en cualquiera de los dos bandos. Jarlan Barrera fue el gran protagonista de las acciones ofensivas del cuadro rojiblanco, mientras que los más inquietantes en el rojo fueron Germán Cano y Juan F. Caicedo.

La segunda mitad inició con un ‘Tiburón’ hambriento, avasallante y dispuesto a devorarse a un Medellín que de poderoso no tuvo nada y ni siquiera fue capaz de competir como lo hizo en el periodo inicial, en el cual mantuvo a raya al conjunto local.

El carnaval de anotaciones arrancó en el minuto 50 con un pase sensacional entre líneas de Víctor Cantillo a Jarlan, quien se la deja a Díaz para que el guajiro liquide a ras de piso a un González que ya había ahogado cuatro veces el grito de gol. Seis minutos después, llegaría el segundo en un magnífico cabezazo en sostenido de Sánchez tras un gran tiro de esquina que levantó Jarlan.

No se veía por dónde podía reaccionar un Medellín que no era ni sombra del de la primera mitad. Sin embargo, el ritmo del partido disminuyó, bajó la efervescencia de los dos primeros goles y el cuadro antioqueño se tomó la confianza suficiente para encontrar el descuento al minuto 66 por intermedio de Cano, quien superó la marca de Jefferson Gómez y fulminó cruzado abajo a Sebastián Viera.

El gol del ‘Poderoso’, antes de caer como un baldado de agua fría para los jugadores rojiblancos, sirvió para tomarse un segundo aire y hallar el camino hacia la goleada definitiva, con base en aprovechar los errores del sistema defensivo del elenco paisa.

Fue así como llegó el tanto de asegurar el partido y abrir la brecha, de cara al partido de vuelta en el Atanasio Girardot. Corría el minuto 80 cuando Jarlan provoca el error en salida desde el medio campo de Larry Angulo, quien termina dejando mano a mano como cualquier gran 10 a Teo para que avance libre de marca, mida la salida de González y se la acomode por debajo de su humanidad. 3-1 lapidario que alimentaba la ilusión de lograr por fin la estrella tras siete años de fracasos y frustraciones.

Pero ahí no terminó la cosa, porque el que se equivocó esta vez dentro del área fue Jesús Murillo, quien le dejó la pelota flotando a Piedrahita para que definiera a placer frente al guardametas visitante y pusiera al minuto 89 el 4-1 definitivo, contundente y coherente con lo que fue el trámite del compromiso, sobre todo en el segundo tiempo.

Goleada que acerca a Junior en un altísimo porcentaje al título de Liga y que le permite además viajar a Curitiba con toda la ilusión de poder traerse para Barranquilla la Copa Suramericana.

 

En charter hacia Brasil

A propósito del duelo crucial ante Atlético Paranaense, el equipo dirigido por Julio Avelino Comesaña se desplazó en horas de la madrugada a territorio brasilero en un vuelo charter que le permitirá llegar directo y con un menor desgaste a la sede del partido, todo con el fin de aislar al grupo de jugadores del bullicio que se vive en la ciudad por la gran posibilidad de festejar dos títulos en cuatro días.

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Un comentario

Botón volver arriba
Cerrar

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios