Noticias

LA SINTESIS: JUNIOR PERDIÓ SU INVICTO ANTE CHICÓ. 2×1 FUE EL MARCADOR FINAL.

En la complicada cancha de La Independencia, Boyacá Chicó neutralizó el fútbol de Junior y le quitó el invicto que llevaba en La Liga Águila

Con un error garrafal de Sebastián Viera (ayudado por la desprolija condición del campo) y un gol sobre el final de Nelino Tapia, el conjunto ajedrezado se llevó la victoria 2-1.
El tanto tiburón fue obra de Yony González.

Comesaña trató de poner lo mejor que llevó: Viera; Piedrahita, Balanta, Pérez, Gutiérrez; Pico, Cantillo, Sánchez; Sambueza, Díaz, González. El entrenador colombo-uruguayo prefirió poner a González de centrodelantero.

El cuadro rojiblanco empezó bien, con dinámica y una banda derecha fortalecida, de ahí provino el gol. A los 12´ Después de un gran centro de Marlon Piedrahita, el ex Envigado picó al segundo palo y de cabeza marcó el 0-1. El resto de la primera parte Junior trató de asentarse en el partido mediante la posesión, y en una de esas seguidillas de pases, Deivy Balanta retrocedió el balón a Sebastián Viera, el capitán trató de reventarla pero con la cancha como cómplice, la pifió. El uruguayo, que arrastraba la valla invicta, se hizo él mismo su primer gol en el torneo. Una pena considerando su buen nivel en este inicio de semestre, pero es bien sabido Barranquilla es una carnicería que no perdona este tipo de errores.

En el segundo tiempo el Boyacá Chicó se cansó de pegar patadas, el juez del compromiso le perdonó tres veces la segunda amarilla a Jossimar Gómez, quien debió ser expulsado del partido. Díaz y Sambueza fueron las principales víctimas de la férrea marca de la defensa boyacense, con todo y eso, el ‘Chino’ fue el mejor de Junior, dio muestra de su calidad y volvió loco al lateral derecho.

Junior pudo ganar el compromiso en dos buenos remates de Víctor Cantillo, uno salió desviado y el otro fue atajado por el arquero. El talentoso mediocampista salió lesionado, en lo que parece un desgarre o una contractura.
En el último tramo, el equipo de Tunja completó una de sus pocas jugadas limpias, con un remate rasante, Tapia se la cruzó al portero Viera y rompió la igualdad.

El equipo de Julio Avelino Comesaña careció de elaboración durante todo el encuentro, esa que le dan Teófilo Gutiérrez y Jarlan Barrera. Del primero se desconoce la razón de su ausencia en la lista de viajeros, y el segundo está envuelto en un problema contractual con la dirigencia.

Los cambios fueron demorados por el cuerpo técnico. No se hizo la mejor lectura, en varias de los ataques faltó la frialdad natural de un delantero neto como Luis Sandoval, quien se enfrió en el banco de suplentes.

Tunja es una plaza difícil, la altura y el esperpéntico terreno de juego son factores que influyeron en el resultado de hoy. A pesar de todos estos atenuantes, el de hoy era un rival nominalmente inferior que está luchando por el descenso. Esta noche se jugó un partido que el rojiblanco no debió perder.

Publicaciones relacionadas

Un comentario

  1. El que está escribiendo esto,que no lo haga más,que redacción tan nefasta y que falta de ideas tan grande.

Botón volver arriba
Cerrar

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios