Fútbol InternacionalNoticias

Junior plantó cara, pero no fue suficiente

En un partido valiente, Junior le jugó de tú a tú a River Plate. Sin embargo, el club ‘tiburón’ se fue con las manos vacías al caer 2-1 en el Estadio Monumental, en encuentro válido por la segunda fecha de la fase de grupos de la Copa Libertadores. David Martínez y Julián Álvarez fueron los anotadores de los goles del triunfo ‘millonario’, que se consolida como líder del grupo D.

En el primer tiempo, Junior salió con todo a buscar un resultado positivo en el Estadio Monumental. El ‘tiburón’ se apoderó del balón y salió a plantarle cara al conjunto ‘millonario’, que esperaba cautelosamente. El ‘tiburón’ se acercó peligrosamente con remates de Jhon Freddy Pajoy y Luis ‘Cariaco’ González que fueron atrapados por Armani. Sin embargo, Junior se llevó un susto al minuto 16 cuando River marcó el primero, pero la opción fue anulada por mano de Agustín Palavecino.

Junior no sintió el golpe y siguió con su buen juego, pero era cuestión de tiempo para que River, acostumbrado a aprovechar cualquier debilidad rival, marcara el primero. Al minuto 29, una serie de rebotes tras un tiro de esquina fue aprovechado por David Martínez, que con un zurdazo vence a Sebastián Viera. El 1-0 no era suficiente para River, que salió decididamente a buscar el segundo, pero Dany Rosero lo evitó al rechazar el balón justo en la raya.

David Martínez venció la resistencia ‘tiburona’ a los 28 minutos. El ‘millonario’ siempre le marcó a Junior como local.

Junior mantuvo el nivel lo más que pudo y antes del final del primer tiempo volvió a tener una aproximación con Borja, pero el balón pegó en la parte exterior de la malla. Además, Jhon Freddy Pajoy cobró un tiro libre cerca del área que se fue desviado, siendo la última opción de la parte inicial.

Para la etapa complementaria, Junior siguió con el mismo ímpetu, y nuevamente estuvo cerca de anotar un gol. Primero con Fabián Viáfara, cuyo remate se fue desviado, y luego con Willer Ditta, que estrelló el balón en la base del palo derecho del arco defendido por Franco Armani, siendo la opción más peligrosa de Junior durante todo el partido.

Sin embargo, River tiene esa habilidad de marcar gol cuando no lo merece, y en el minuto 55 llegó una de esas opciones: desborde por la izquierda de Gonzalo Montiel, quien lanzó un centro que Julián Álvarez mandó al fondo de la red. El 2-0 le permitió a River respirar y apoderarse del juego, mientras que Junior se vio disminuido y prefirió guardarse para no recibir más goles.

Julián Álvarez marcó el segundo de River, que obtuvo su primer triunfo como local en Libertadores.

No obstante, no renunció a atacar. Y el premio consuelo lo consiguió en la última jugada del partido. Miguel Borja recibió en el área y con la frialdad goleadora que lo caracteriza, marcó el descuento. Ni bien ingresó el balón en el arco de Armani, el partido termino. Este 2-1, si bien no le permite sumar puntos, sí deja un buen sabor de boca en los jugadores y en la hinchada, que se van con tranquilidad ante el nivel mostrado.

Sin embargo, la realidad es otra: Junior obtuvo su primera derrota en la libertadores, y ahora debe vencer como local a Fluminense para pelear por una clasificación a octavos de final, o en su defecto por un puesto en la Copa Sudamericana. Por ahora, el buen juego deja algo de tranquilidad, pero no fue suficiente.

Jhon Freddy Pajoy fue uno de los jugadores destacados de Junior ante River.
Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios